Introducción             Fichas de especies             Flora y vegetación             Enlaces             Bibliografía             Novedades             Glosario

Nombre científico
Salsola genistoides Juss. ex Poir.
Nombre común
Escobilla, escoba negra, barrilla, almajo
Sinónimos
Caroxylon genistoides (Juss. ex Poir.) Pau
Familia
Chenopodiaceae
Descripción
Arbusto caducifolio de tallos erectos, largos y estriados que, aunque no suele pasar de un metro de altura, puede alcanzar los dos metros. Sus hojas son estrechas y alargadas, pequeñas, dispuestas de forma alterna. Son más o menos carnosas, enteras y de color verde. Las flores, hermafroditas, son  pequeñas y se agrupan en espigas. Son de color verde muy claro, casi amarillento, al igual que las brácteas que las protegen. El fruto es un aquenio, el cual, cuando madura, genera unas estructuras reniformes (alas), provenientes de cada una de las piezas del perianto; éstas suelen ser de color rosado. La semilla posee una cubierta fina y de color negruzco (2)(1)(3).
Ecología
Salsola genistoides crece en los pisos bioclímaticos termomediterráneo y mesomediterráneo, con ombrotipos semiárido y seco (4). Su distribución altitudinal comprende desde el nivel del mar hasta los 700 metros (3). En la Región de Murcia suele crecer en cotas más bien bajas (4). Prefiere los suelos margosos y salinos. Suele crecer en los bordes de los caminos, en taludes, en bancales (2)(3) y forma parte de matorrales dónde puede ser la especie dominante o bien en pinares de carrasco (3).
Distribución
Se distribuye por la Región Mediterránea, apareciendo en el noroeste africano y en la Península Ibérica (2). En esta última la encontramos en el sureste, siendo abundante en las provincias de  Alicante, Murcia, Almería y Granada. En la Región de Murcia es una especie muy común y aparece extendida en cotas medias y bajas de casi todo el territorio (4).
Floración y fructificación
S. genistoides es una especie anemófila (3). Florece desde el mes de junio hasta los meses de octubre-diciembre (2), madurando el fruto hacia diciembre (3).
Usos
Resulta excelente para jardines de acompañamiento viario y especialmente indicada para taludes en combinación con el arbolado viario, siendo de elevado valor estético las combinaciones con árboles del género Prunus (como P. cerasifera var. atropurpurea). Cuando constituye parte del estrato bajo, puede utilizarse en formaciones monoespecíficas, pero tiene más interés la formación de mosaicos con otras especies arbustivas de flor. Puede usarse formando borduras, por ejemplo, en bordes de senderos o para delimitar parcelas.
Multiplicación
Se reproduce por semilla. Para la recogida de los frutos es importante hacerla justo después de su maduración ya que las alas del perianto se habrán desarrollado del todo y puede comenzar la dispersión, perdiéndose así gran número de frutos. Se recomienda que su conservación no sea muy prolongada ya que pueden perder capacidad germinativa (3). Algunos autores afirman que las semillas poseen letargo, las cuales necesitan de uno a dos meses para comenzar a germinar con normalidad y bajo cualquier temperatura (1)(383). Otros sugieren que con la inmersión de las semillas en agua se puede conseguir un 80% de capacidad germinativa (3).
Manejo en vivero
La siembra en vivero puede hacerse en envases forestales de 200 cm3 (3), poniendo de dos a tres semillas por envase (1). Se recomienda que la siembra sea temprana (otoño-invierno) (1) y que las semillas estén casi en la superficie del sustrato. Éste debe tener características similares a las del terreno definitivo, y puede combinarse con algún sustrato de tipo vegetal (3). Así se pueden obtener plantas de una o dos savias, de 10-15 cm de altura (1).
Observaciones


Bibliografía
Costa Pérez, J.C., Sánchez Lancha, A. (2001). Manual para la identificación y reproducción de semillas de especies vegetales autóctonas de Andalucía (Tomos I y II). Junta de Andalucía. Consejería de Medio Ambiente.
López, G. (2004). Guía de los árboles y arbustos de la Península Ibérica y Baleares. 2ª edición. Ed. Mundiprensa, Madrid.
Ruiz de la Torre, J., Carreras, C., García Viñas, I., Orti, M. (1996). Manual de la Flora para la restauración de áreas críticas y diversificación en masas forestales. Consejería de Medio Ambiente. Junta de Andalucía (Ed.)
Sánchez, P., Guerra, J., Coy, E., Hernández, A., Fernández, S., Carrillo, A.F. (1998). Flora de Murcia: Claves de Identificación e Iconografía de Plantas Vasculares. Ed. Diego Marín, Murcia. España.